Logo Nivel3 Colegio HOR L Blanca

aulaVirtual

logo facebook instagram 697029 twitter 512 youtube logo 
Noticias de BACHILLERATO resulmenciones

NuestroBachillerato

nuestro Twitter

LOGO ASTI ESTRECHO

FSE horizontal izda color

europa2 

cartelera2017

Me siento como la realidad sin ser real, como la farola sin nada a que alumbrar, como un libro sin nada que aportar. Otro día me levanto preguntándome si vale la pena ser yo mismo, si soportaré la dura presión de la realidad o caeré en su abismo y seré otro cordero en este rebaño, que año tras año me demuestra que pensar ya no es algo prioritario, sino que queda atrás, en aquel lugar que le gusta tanto a los hipócritas: el olvido. No le tengo miedo pues, si viene, es efímero. No intento perdurar demasiado tiempo en la vida de alguien, las personas vienen y van, y si alguien quiere, volverán. Pero bajo mi experiencia los seres más queridos se quedan donde están, y en silencio les recuerdas, llorando lágrimas que delatan la cruda soledad mientras el desgarrador silencio de la espera va rompiendo la esperanza. Callas, sueñas, piensas y lloras. La nostalgia destruye el amor y, únicamente en ese momento te das cuenta que solo queda callar, soñar, pensar, llorar y, lo más importante, caminar.
Es un miércoles gris en mi cuidad, el frío invita a caminar en soledad. Tengo ganas de gritar, pero el gobierno al que tú has regalado tu voto me obliga a callar. Pienso en mi vida mientras camino por calles desiertas, donde la luz de las farolas ilumina mis quimeras, donde mis sueños se desvanecen. Sigo caminando por las calles desoladas, buscando llegar a una dirección incierta. Es extraño, pero caminar de momento no está penado; pero si las cosas siguen así pronto será un pecado. Miro hacia arriba y veo la luna, la comparo con una niña a la que sus padres han abandonado y solo las estrellas le brindan compañía y, camino. Pasan las horas, visualizo el sol que ya se asoma, miro al suelo y veo mi sombra, la única mujer que hace que mi alma no se sienta tan sola.
Hoy es jueves y llueve. La melancolía me atrapa y los sueños se escapan, se van a un lugar desconocido, se exilian por miedo al olvido. En la mente guardo todo lo vivido, personas que vienen y también las que se van. Pienso en mi madre, en mi padre, en mi hermano y en mi hermana; esta última me hace pensar en un mañana mejor. Mañana no tengo pensado hacer nada, la misma rutina que realizo desde que estoy en España, de casa al colegio y del colegio a casa. Mañana un futuro cercano, pensaré en mi hermana y le regalaré una sonrisa al mundo. Si me hundo, me levantaré yo solo y, aprenderé a no pisar en el mismo lodo. Si necesito ayuda yo mismo arrimaré mi codo, si necesito compañía aullaré como un lobo, y esperaré la llegada de alguien que no me haga sentir tan solo.
Hoy es cuatro de noviembre, viernes, quiero irme con alguien, pero nadie viene a buscarme. Será la soledad que me ha alejado de los seres más queridos, o será que nadie recuerda que todavía estoy vivo. Gracias a situaciones como estas vas moldeando la palabra amigo. En ocasiones, es mejor ser egocéntrico y llevar la mirada solo a tu ombligo. Mi mejor amigo un folio, y el bolígrafo como el gran psicólogo, la escritura y la música como fuentes para evadirse de todo. Música para pensar, soñar y llorar. Música bendita para vivir en soledad. La melodía de las letras que describen mis dolores son el canto filosófico de mis emociones. Llorar en vez de reír, ya que no hay motivos suficientes para estar alegre o ser feliz. Soñar en vez de esperar, solo soñando soy capaz de esperar lo que tenga que llegar. Pensar en vez de ser, pensando construyo la personalidad con la que quiero crecer.
La soledad entra en mí como una gota de agua caída del cielo, se estrella en mi pelo y busca desesperadamente perderse en el suelo. Cautivo del pesimismo, intento sonreír pero no puedo. Siento que las personas me desprecian, supongo que será el resultado de varios años en un país que no es el tuyo. Desearía irme, pero las circunstancias no son favorables, apartado de la sociedad, identificado con todo lo tétrico, tanto que a veces esa es mi definición. Ni el beso más apasionado, ni la caricia más tierna, ni el abrazo más cariñoso me han hecho sentirme útil, querido o aceptado. Cuando quieres tanto a tu patria como yo, a los cinco años te resulta raro estar en un sitio distinto, pero a los dieciséis es un calvario. Sientes que vivir es la más lenta de las muertes. Así es mi día a día, una antesala de la separación de mi cuerpo y de mi alma, que poco a poco te va consumiendo, como un trozo de pastel en la boca de un niño gordo, así se desvanece de rápido. Doce, trece horas de viaje curarían esta enfermedad que llamo nostalgia, que solo unos pocos patriotas padecemos.
No me siento un incomprendido, tampoco es que haya tratado que alguien me comprenda. Nunca realizo las cosas por compromiso, eso es de hipócritas. Detesto a la gente que aparenta y nunca llegará a ser lo que intenta aparentar, en cambio siento admiración por los que sonríen sin motivo aparente. Todo es tan extraño, tan raro, tanta nostalgia acumulada, besos anhelados en mis labios; cada paso me aleja aún más de mi patria, sin embargo, ando con la certeza de llegar a donde me lleve el simple hecho de caminar.
 
 
                                                                                          Cristhian Soto 4º C 

 

logo facebook instagram 697029 twitter 512 youtube logo 
Noticias de BACHILLERATO resulmenciones

NuestroBachillerato

nuestro Twitter

INFÓRMATE

bannerFPB

 

Los ciclos de Grado Medio 
y Grado Superior 
en los COLEGIOS 
SALESIANOS DE MADRID
¡INFÓRMATE!
Modulos2017 p

 

Para ver...

BANNER 468X60

Buzón de sugerencias...

sugerencias

El Calendario:

Zona Interna

LA PRESENCIA SALESIANA DE ESTRECHO

LogoCasaSE  

OTRAS WEB SALESIANAS DE INTERÉS:

LogoSantiagoMayor

JovenesYDesarrollo001  

BLANCO

Visitas

758596
HoyHoy160
Esta semanaEsta semana2381

Colegio San Juan Bautista

Francos Rodriguez nº5

28039 - MADRID

(Concertado/Privado)

www.salesianosestrecho.es (Madrid)

Política de cookies - Política de privacidad

BLANCO